Bankia FintechActualidad

Categoría: Actualidad

El ‘Templo Fintech dei Fori Bankiae’

21/10/2019

Del mismo modo que Roma no se construyó en un día, han tenido que pasar tres años para que el primer ecosistema fintech de España tenga hechuras de algo vivo, consolidado y que evoluciona de forma constante.

Hoy por hoy, Bankia se relaciona directamente con 350 startups Fintech a las que ha estudiado y con las que se ha sentado a explorar retos; tiene además en su zona de influencia un universo de 2.500 soluciones que están revolucionando la banca B2B en Europa a través de la red The Talent Route; y se conecta con los 10 Hubs más potentes de Europa a través del programa EU Discovery Programme. Todo un éxito internacional.

El tiempo ha demostrado que el reto no era tanto construir un anfiteatro de sueños sin recorrido más allá de los hackatones y las operaciones de marketing; la cosa tampoco iba de comprar y comprar para internalizar y así tal, vez ‘matar’. El gran reto era provocar un cambio cultural interno que abrazara lo digital para enfrentar la aversión al riesgo. Y eso no se hace en un día. En un año tampoco. Las cosas del cambio cultural, ya se sabe, ¡despacio vuelan!

La descripción de los frescos de nuestra particular Capilla Sixtina vislumbran un renacimiento de las relaciones entre la banca y el talento que tiene siete columnas destacadas en nuestro Templo Fintech dei Fori Bankiae:

  • Un presidente volcado con el proyecto, que involucra a sus directivos y revisa la evolución del programa. Un presidente que invierte su tiempo, que se acerca a conversar con las startups en su territorio, etc. ¿Quién da más?
  • La velocidad es clave para que las cosas pasen y en Bankia pasan cosas: 47 proyectos acelerados en dos años y medio y numerosos proyectos integrados en el Banco: inteligencia artificial, nuevos productos bancarios, mejora de procesos internos y un largo etcétera.
  • Para que las cosas se consoliden todos tienen que conocer la estrategia: el impulso de un sistema de gobernanza nuevo ha provocado que la energía del talento que entra por la aceleradora termine en las mesas de cualquier área de negocio del banco.
  • Todo esto tiene que tener un impacto en el negocio del banco y tal y como está el escenario (tipos bajo cero, exigencias regulatorias, competidores bigtech y ralentización de la economía), la innovación en los modelos de negocio y la invención de nuevas formas de hacer eficiente la entidad son core.
  • Talento y más talento. No vale con encontrarlo y es insuficiente conservarlo porque nunca se retiene de forma exclusiva. La clave está en propiciarlo y en eso Bankia tiene una clara ventaja competitiva sobre los demás porque el banco es percibido no sólo en España, sino también en Europa, como una entidad cool para hacer negocios. Si algún día el mundo no es de los dueños de las finanzas y quienes atesoran el talento gestionan un nuevo imperio de lo techie, Bankia sabrá hablar con su Senado, conocerá las reglas del juego, tendrá una legión de dreamers que apuestan por quitarse la corbata.
  • La economía del nuevo imperio no es ya ni vertical ni horizontal ni transversal. Ya no vale con cruzarlo todo. La alquimia del éxito reside en estar dispuesto a volverlo a inventar. El mundo será una red ordenada en su desorden, en la que a la velocidad de la luz los roles, jerarquías y otras ‘cosas’ establecidas, podrán cambiar. Para un banco es un mundo complejo porque al fin al cabo las exigencias regulatorias anclan su actividad a la tierra, pero Bankia ha sabido crear un matrix particular donde algunas cosas, algunos experimentos, pueden volar. Todavía no se ve pero quizás esto algún día le da un valor extraordinario a la entidad.
  • Lo mejor que te puede pasar en este universo en el que todo el mundo está dispuesto a mentir es que te digan (las startups) la verdad y te ayuden a comprender mejor la incertidumbre. Bien, Bankia se ha ganado a pulso el privilegio de tener ese diálogo de tú a tú. Por eso cuando Bankia convoca recibe una miríada de soluciones. Toneladas de talento. Gracias.

Si bien hoy podemos celebrarlo, mañana tendremos que hacerlo evolucionar. Nuestro ecosistema necesitaba un fondo para crecer y hace unos días que anunciamos Bankia Fintech Ventures: 20 millones de euros para apoyar el crecimiento y la consolidación de las Startups con las que se relaciona Bankia. Pero tampoco bastará. El futuro es ignoto pero somos conscientes del hervidero de ideas y de mitos que se deconstruyen y se afianzan en la red desordenada de la nueva economía: ¿venture builder?, ¿neobancos?, ¿criptos?, ¿bancos verdes?, etcétera.

Lo único que importará será que quien esté entonces al mando comprenda y sepa transmitir a sus directivos que todo se puede volver a inventar de nuevo.

Autor: Francisco Estevan, CEO de Innsomnia.